Revilla afirma que el aumento del paro en septiembre demuestra que Diego ôvive en una burbujaö mientras Cantabria ôva muy malö

Rafael de la Sierra denuncia el aumento de los desempleados que no perciben prestaciˇn

Noticias PRC 2 Octubre 2014

El secretario general del PRC, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado hoy que el aumento del paro registrado en Cantabria en septiembre, con 1.599 parados más registrados en el Servicio de Empleo y 3.614 afiliados menos a la Seguridad Social, demuestra que el presidente regional, Ignacio Diego, “vive en una burbuja mental, apoyado por los suyos y diciendo que esto va muy bien cuando en realidad va muy mal”.

“Desde que está este Gobierno, Cantabria es un auténtico desastre y la traducción más evidente es que hoy hay 18.000 personas menos trabajando que hace tres años”. Así lo ha asegurado el líder regionalista en una rueda de prensa en la que ha recordado los pronósticos que él mismo ha venido realizando en el Parlamento frente a la “euforia” exhibida por el presidente con motivo de la reducción del desempleo durante los meses estivales.

A su juicio, en este momento la Comunidad Autónoma “no tiene nada en marcha” que, más allá de un buen año turístico “y éste ha sido extraordinario incluso en septiembre con motivo del Mundial de Vela”, impida que llegado octubre “se imponga la dura realidad de seguir la senda habitual de destrucción de empleo”.

Asimismo y más allá del aumento del paro registrado, Revilla ha hecho hincapié en la disminución del número de afiliados a la Seguridad Social, ya que este dato es el que refleja “la realidad de la salud laboral” y en el último mes sitúa en más de 3.600 las personas que han perdido su puesto de trabajo.

En este sentido, ha considerado “terrible” la caída de la afiliación que se ha producido en los tres últimos años, cifrada en alrededor de “18.000 personas que en su mayoría se han ido de Cantabria o están tan desesperadas que ya ni siquiera se apuntan en las oficinas de empleo”.

Por su parte, el vicesecretario regionalista, Rafael de la Sierra, ha denunciado que al mismo tiempo que aumenta el paro se reduce el número de beneficiarios de la prestación por desempleo, lo cual conlleva un aumento “extraordinariamente preocupante” de la “pobreza extrema” en la Comunidad Autónoma.

Según ha explicado y pese a contabilizar 1.600 parados más, en septiembre se han registrado 2.300 personas menos con prestación, con lo que a día de hoy son ya 23.050 los cántabros desempleados y sin subsidio.