Este sßbado concierto benÚfico del grupo coral balear Capella Mallorquina para recaudar fondos para la construcciˇn de un orfanato en Camer˙n.

13 Julio 2017

“Donde hace unos meses había un terreno baldío lleno de maleza pronto se levantará un centro de acogida para niños sin hogar” ha destacado el presidente de ADEC Cantabria.

Capella Mallorquina es una prestigiosa coral balear y en el concierto del sábado estará presente el “Cant de la Sibil.la”, declarada Patrimonio de la Humanidad.

El próximo sábado, 15 de julio, a partir de las nueve de la noche, la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción acogerá el concierto benéfico de Capella Mallorquina, Concierto Polifónico a beneficio de ADEC Cantabria, destinado a la construcción de un orfanato en la localidad camerunesa de Melong II.

La concejal ha destacado que el próximo sábado a partir de las nueve de la noche la música coral adquirirá todo su protagonismo a través del recital que ofrecerá la Capella Mallorquina en la iglesia de la Asunción; el acceso al concierto es libre y gratuito, si bien el fin último del mismo es recaudar fondos para la asociación, Ayúdale a Despegar ADEC Cantabria, mediante los donativos voluntarios del público. 

Según ha explicado la edil, Capella Mallorquina es una prestigiosa coral balear, con más de 40 años de trayectoria, dirigida por José María Moreno y en el concierto del sábado estará presente por un lado la música coral balear, con diferentes cantos entre ellos el “Cant de la Sibil.la”, declarada Patrimonio de la Humanidad, pero también habrá un repertorio más clásico que incluirá el Ave María, la Tristeza, o la Habanera de Don Gil de Alcalá de Manuel Penella, entre otras piezas.

Sobre el destino benéfico de los fondos recaudados, Portilla ha asegurado que  se trata de un proyecto al que no dudamos en mostrar nuestro apoyo, por el carácter social que va asociado al mismo, en este caso directamente enlazado con la cooperación al desarrollo; prueba de ello es que el principal objetivo de la fundación ADEC Cantabria, ha sido la construcción de un orfanato, en Camerún, más concretamente en la localidad de Melong II.

Este objetivo, próximo a ser una realidad, viene avalado por diferentes proyectos que se están desarrollando en la zona como de abastecimiento de agua, un comedor social, que ya está funcionando para los niños, en un país, ha recordado la edil, en el que la mayor parte de la población sufre una pobreza importante y muchas personas extrema, lo que les dificulta acceder a recursos básicos, socio sanitarios o educativos”.

José Antonio Rodríguez, presidente de ADEC Cantabria, profesor de la Escuela de Caminos de Santander, ha explicado que el proyecto consiste en levantar un orfanato para los niños huérfanos de la localidad camerunesa, con un comedor, un dispensario, salas de estudio, cocina y almacén; “una obra que ya se está llevando a cabo y que está prevista que finalice a últimos de año”. “Donde hace unos meses había un terreno baldío lleno de maleza pronto se levantará un centro de acogida para niños sin hogar” ha destacado.

Rodríguez ha explicado el origen de la ADEC Cantabria,  “una pequeña ONG que nace del sueño de una camerunesa que llega a Santander sin documentación y “que se siente acogida y querida aquí y crea una pequeña asociación, implicándose en una pretensión que es devolver en su vida lo que ella ha recibido”. “Pensamos que es una idea magnífica la que tiene ella, promover el desarrollo local a partir de la educación de los niños y basarse en la idea de que su pueblo es capaz de desarrollarse por sí mismo”.  

Así la ONG empezó a desarrollar proyectos muy asistenciales como es un comedor solidario donde actualmente comen 48 niños todos los días y después un proyecto educativo para la zona de Melong II, para que los niños tengan algunos libros, algunos lápices, “cosas que a nosotros nos parecen absolutamente nimias, pero que para ellos son un gran tesoro”.