El PRC urge al Ayuntamiento de Polanco a disponer un fondo de ayudas para compra de libros de texto dirigido a familias con rentas inferiores a 25.000 euros

Rosa DÝaz propone tambiÚn la creaciˇn de un banco de libros en coordinaciˇn con los centros escolares

12 Septiembre 2012

El Grupo Regionalista de Polanco ha presentado una moción para que el Ayuntamiento disponga un fondo de ayudas para la compra de libros de texto, dirigido a las familias con ingresos inferiores a 25.000 euros, y promueva en coordinación con los centros escolares del municipio la creación de un banco de libros.

La propuesta impulsada por la portavoz del PRC, Rosa Díaz, pretende paliar la situación en que se encuentran muchos escolares como consecuencia de la supresión de las ayudas decidida por el Gobierno de Cantabria y el incremento del IVA, del 4 al 21 por ciento, aprobado por el Gobierno de España para los libros escolares.

“Nuestro Ayuntamiento debe hacer un esfuerzo, porque puede permitírselo, para dotar una partida presupuestaria y paliar la situación que están sufriendo muchas familias afectadas por estos recortes, en un municipio que en este momento supera ya los 700 parados”, ha explicado la concejala regionalista.

Asimismo, ha destacado el “terrible impacto” que soportan los ciudadanos con menores recursos como consecuencia de los recortes que está llevando a cabo en PP y que afectan a “los derechos más básicos que hasta ahora disfrutaban de una protección especial”.

A su juicio, en el ámbito educativo esos recortes han llegado a una dimensión “salvaje y brutal”, denunciada ya por los sindicatos de estudiantes y trabajadores de la enseñanza, tras la reducción del número de profesores y el incremento de la ratio de alumnos por aula, a lo que se suma ahora la supresión de las ayudas para compra de libros, que impedirá acceder a los textos escolares a alrededor de “un tercio de las familias españolas”.

Díaz ha criticado además el “desmarque” que en la segunda quincena de agosto ha protagonizado el consejero de Educación de Cantabria, Miguel Ángel Serna, al anunciar la creación de un banco de libros y presentar una propuesta “irrisoria, insuficiente para cubrir las necesidades existentes e inoperativa en el presente curso”, sin tener en cuenta que ese banco debe ser “una solución individual” de cada centro y “no puede sustituir la obligación de la Administración a prestar un servicio”.

Por todo ello y dado que ya existe “algún ayuntamiento de Cantabria que ha tomado cartas en el asunto”, ha instado al alcalde de Polanco a apoyar su propuesta, “en beneficio de los vecinos con menores recursos”.