El PRC instarß el lunes en el Parlamento a que la Junta de Castilla y Leˇn considere ôde prioridad regionalö los tramos pendientes de la A-73

Los regionalistas consideran “fundamental” que Mañueco se “sume” las reivindicaciones de Revilla ante el Gobierno de Pedro Sánchez en las obras de la Autovía Aguilar de Campoo-Burgos

Noticias PRC 9 Abril 2022
  • foto

El Partido Regionalista de Cantabria instará el próximo lunes en el Pleno del Parlamento de Cantabria a que la Junta de Castilla y León considere los tramos pendientes de la Autovía Aguilar de Campoo- Burgos (A-73) “de prioridad regional” y a que defienda ante el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana que la tramitación de los tramos pendientes cumplan los siguientes plazos: licitación del tramo Quintanaortuño-Montorio, en 2022; licitación del tramo Báscones de Valdivia-Aguilar de Campoo, en el primer trimestre de 2023; y licitación de los tramos Montorio-Santa Cruz del Tozo y Santa Cruz del Pozo-Pedrosa de Valdelucio, en el transcurso de 2023. 

El diputado regionalista, Pablo Diestro, ha considerado “fundamental” que la Junta de Castilla y León se “implique” en esta obra que mejorará la conexión con la Autovía del Cantábrico (A-8) con la Meseta y a las comunicaciones entre las dos comunidades autónomas, “porque Cantabria no puede seguir sola”, ha sostenido. 

En este sentido, ha reclamado al presidente electo de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, “que reme junto al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla” en la reclamación de esta obra ante el Gobierno de Pedro Sánchez, “porque hasta ahora, lo hecho, ha sido por la insistencia de Cantabria”. 

De hecho, ha recordado la ausencia de Mañueco en la apertura del tramo Pedrosa de Valdelucio y Báscones de Valdivia, de 12 kilómetros, una inversión de 55 millones de euros y que acorta el trayecto a Madrid en 20 minutos. “Parece que la Junta, a pesar de que la autovía pasa por su territorio no tiene mucho interés. Llama poderosamente la atención”, ha remachado. 

Por todo ello, ha considerado “imprescindible” que Castilla y León “recapacite y cambie de estrategia y se sume al Ejecutivo de Revilla en sus reclamaciones, para que la obra sea una realidad cuánto antes. Dos hacen más fuerza que uno”, ha declarado. 

Diestro ha explicado que así se recoge en la enmienda de modificación que el Grupo Parlamentario Regionalista ha presentado a la moción registrada por el Partido Popular. 

En su enmienda, los regionalistas proponen que el Parlamento manifieste “su malestar con el retraso que acumula la tramitación de los tramos pendientes de ejecutar de la Autovía A-73 entre Burgos y Aguilar de Campoo”. 

Asimismo, insta al Gobierno de Cantabria “a negociar” con el Ministerio que dirige Raquel Sánchez un calendario en relación a la tramitación de los tramos pendientes. 

Así, plantea que la licitación del tramo Quintanaortuño-Montorio se realice en el transcurso de este 2022, por ser el que tiene “más avanzada” su tramitación; que la licitación del tramo Báscones de Valdivia-Aguilar de Campoo se produzca en el primer trimestre de 2023, “por razones de seguridad y con el fin de evitar la circulación por carretera en un trayecto de seis kilómetros, entre dos tramos de autovía ya en servicio”; y que la licitación de los restantes tramos, Montorio-Santa Cruz del Tozo y Santa Cruz del Tozo-Pedrosa de Valdelucio, se lleve a cabo en el transcurso de 2023. 

Igualmente, propone que el Parlamento inste a la Junta de Castilla y León a plantear ante el Ministerio de Transportes que las inversiones en estos tramos pendientes de la autovía “son una prioridad regional entre las actuaciones a realizar por el Ministerio en la Comunidad Autónoma” y a que “deberán realizarse de manera preferente y en los plazos” propuestos en la enmienda.