El PRC de Santander lleva las figuras del Defensor del vecino y del Concejal del distrito a la revisiˇn del Reglamento municipal de participaciˇn

  • La puesta en marcha de las “asambleas de barrios”, “nuevas formas de Consulta popular” o la creación de una “comisión de participación ciudadana” son algunas de las propuestas que han presentado esta mañana en la mesa de trabajo celebrada
  • Apuestan por hacer fijos los presupuestos participativos y asignar una cantidad mínima anual para su desarrollo

20 Noviembre 2020
  • foto

El grupo municipal regionalista en el Ayuntamiento de Santander ha presentado esta mañana en el seno de la mesa de trabajo creada para estudiar la modificación del Reglamento de Participación ciudadana, sus propuestas de cara a una actualización de dicho documento.

 

Entre los principales elementos que debiera recoger el reformado reglamento para los regionalistas, debiera recogerse la figura del “defensor del vecino”. Una propuesta que ya llevó el PRC a pleno a principios de año y que contó con la aprobación de la cámara para salir adelante. Su funcionalidad sería la de recoger las reclamaciones y sugerencias de los vecinos más allá de un mero servicio de atención al ciudadano “ya que se encargaría de hacer un seguimiento de las reclamaciones, consultas o sugerencias”, indicó el concejal regionalista Jesús Goñi.

Junto a ello estaría la del “concejal de distrito”, función que asumiría un concejal de gobierno adscrito a cada uno de los distritos y que dispondría de un local en el mismo para atender a los vecinos y sus necesidades con una periodicidad semanal, “resultando ser el representante del ayuntamiento en el distrito”.

 

A estas dos figuras se sumaría la puesta en marcha de las asambleas de barrio, las cuales según el regionalista, “pretender acercar el ayuntamiento a los vecinos y así plantear  aquellas actuaciones en sus barrios de una manera informal”, sin intermediación de las asociaciones vecinales, pivotándose para éstas últimas su acción  a través de la creación de una Comisión de participación.

 

 

MÁS PROPUESTAS EN PRO DE LA PARTICIPACIÓN

Aumentar el número de consejos de distrito, promover la participación y transparencia a través de las redes sociales y nuevas vías digitales de comunicación con la ciudadanía  o el restablecimiento de los presupuestos participativos son otras de las propuestas que ha planteado el PRC.

 

Para el concejal regionalista es fundamental que se impulse y apoye desde este mismo documento la reforma del Reglamento orgánico del Pleno ya que la participación como elemento transversal de las políticas del Ayuntamiento no puede quedarse únicamente en la modificación de este reglamento de participación, “como la posibilidad de llevar mociones por los Consejos de Distrito, la intervención de los vecinos ante el Pleno o la inclusión del turno ciudadano en todos los órdenes del día de los Plenos en segundo lugar tras la aprobación del acta para la realización de  ruegos o preguntas”.

Para Goñi  es necesario que Santander supere la mera formalidad conocida como “participación formal o informativa” y deje de estancarse en procesos de participación social poco ambiciosos, la llamada “participación cosmética o de maquillaje”. Por ello “junto a la modificación del Reglamento Orgánico de Participación que dispone el régimen jurídico y las herramientas participativas, debe acompañarlo un Plan Director de Participación ciudadana que fije objetivos, indicadores y permeabilice todas las áreas de gobierno y servicios municipales”, apuntó el concejal.

 

Desde el PRC consideran que se deben buscar fórmulas que permitan  la posibilidad de habilitar “consultas informales”, que no requieran las exigencias legales que marca la Ley de Bases de régimen Local en cuanto al coeficiente de porcentaje establecido para realizar este tipo iniciativas, y que puedan realizarse física y telemáticamente mediante cribado de censo en determinadas zonas.

 

Igualmente tras la desaparición de los Presupuestos Participativos los regionalistas apuestan por la necesidad de hacer una apuesta decidida por ellos y una regulación acorde que permita que sean una parte importante de los presupuestos de la ciudad.

 

“Entendemos que deben regularse para hacerlos fijos en los Presupuestos y asignar una cantidad mínima anualmente para su desarrollo con el fin de dotarles anualmente sacándolo del debate político”.

 

El regionalista recuerda que con la puesta en marcha de este mesa se da cumplimiento a la propuesta regionalista aprobada en el pleno del pasado mes de julio donde instaba a trazar una hoja de ruta y definir el modelo de participación social de la ciudad para los próximos años ya que el actual documento data del año 2007, “por lo que requiere de una urgente adecuación y actualización al contexto actual y a la demanda que reclama la sociedad”.