El PRC de Santander insta al equipo de gobierno a trabajar ôcon anticipaciˇnö las ordenanzas fiscales de 2021 para adaptarlas a la ônueva realidadö

Los regionalistas solicitan la puesta en marcha de una mesa de trabajo ante la necesidad de revisar en profundidad el sistema de tasas y precios públicos

14 Julio 2020
  • foto

El grupo municipal regionalista en el Ayuntamiento de Santander ha solicitado vía registro la inclusión en la próxima Comisión de Economía, Empleo, Desarrollo Empresarial y Transparencia como punto en el orden del día, la creación de una mesa de trabajo ante la  necesidad de revisar en profundidad el sistema de tasas y precios públicos y la modificación y readaptación a la nueva realidad de las ordenanzas fiscales del próximo año.

 

Con esta propuesta los regionalistas pretenden que se estudie, con la suficiente anticipación por parte de todos los grupos políticos, dicha normativa al objeto de obtener el máximo consenso a tenor de las circunstancias actuales marcadas por la pandemia del COVID 19.

 

Según argumentó la concejal regionalista, Amparo Coterillo, el sistema de ordenanzas fiscales y precios públicos se ha modificado progresivamente con el objeto de añadir distintas bonificaciones y exenciones, siempre con el propósito de lograr “un mejor sistema retributivo para los ciudadanos”, pero con “desigual resultado”. “En algunas de ellas, apuntó,- se ha llegado a un texto lleno de matizaciones y poco claro para los contribuyentes, mientras otras no han sido actualizadas en años”.

 

Es por ello que la regionalista considera que dicha mesa de trabajo es “esencial” si no se quiere caer en errores de “margen de maniobra”, “ya que ahora tenemos por delante tres meses para sacar entre todos una normativa fiscal adaptada a la coyuntura de crisis y a las nuevas necesidades de la ciudad y de los santanderinos”. Sin olvidarnos, indicó.- “de todas aquellas medidas económicas del Plan de Choque que deben acoplarse a dicha normativa fiscal”.

 

Asimismo recordó que el año pasado fueron aprobadas las ordenanzas fiscales en el mes de octubre, por lo que “debiéramos anticiparnos al calendario ordinario de estudio establecido para tratar los tributos municipales, y evitar que a finales de septiembre o inicios de octubre se inicie la revisión de dichas tasas de “prisa y corriendo”.