El PRC de Santander insta al equipo de gobierno a que acelere la licencia de las obras de reconstrucciˇn del parking de Nueva Monta˝a para que no se dilaten los plazos marcados

  • Apuntan que dicho proyecto de obra ya está registrado en el consistorio municipal pendiente aún de su tramitación

5 Febrero 2021
  • foto

El grupo municipal regionalista en el Ayuntamiento de Santander ha instado al equipo de gobierno (PP-Cs) a que acelere la licencia de obra correspondiente a las obras de reconstrucción de los garajes de Nueva Montaña  afectados por un derrumbe hace un año, tras ya haberse procedido a la entrega y registro en dependencias municipales de dicho  proyecto.

Los regionalistas apuntan que dicho proyecto está aún pendiente de autorización de licencia,  y el retraso prolongado en dicha tramitación repercutirá en el inicio previsto para el mes de abril de la siguiente fase de estas obras, las correspondientes a la reconstrucción de la zona cero, garajes 3 y 4, una vez concluidos los trabajos de impermeabilización que avanzan a buen ritmo.

 

Para los regionalistas es importante que desde el equipo de gobierno se pongan “cuanto antes” soluciones al atasco en la tramitación en ciertos servicios, ya sean a través de medios materiales y/o humanos,  a la vista de evitar que se generen inconvenientes lesivos no solo para la administración sino también para vecinos y empresas.

 

Asimismo recuerdan la obligación del equipo de gobierno de dar cuenta de las acciones que va a implementar para corregir las deficiencias y necesidades detectadas  a raíz de un informe de Intervención que remarca la pérdida de efectividad y sobrecarga de determinados departamentos esenciales para la supervisión de contratos y fiscalización de expedientes.

 

Entre ellas recuerda la  ausencia de una administración electrónica como el origen de que “no se pueda disponer de la documentación oportuna en tiempo real” o “establecer protocolos para compartir información entre departamentos para mejorar las tareas de control”; la insuficiencia de medios personales,  “donde el  28% de los expedientes son devueltos para su corrección o por insuficiencia de la documentación aportada”; o el manejo de grandes volúmenes de documentación “en papel” así como la “dificultad para obtener la información necesaria”.

 

“Como ya hemos denunciado en numerosas ocasiones, la maquinaria del Ayuntamiento de Santander funciona al ralentí, lastrada por una sobrecarga generada en su propia ineficiencia, lo que tiene repercusiones directas en la economía de la ciudad, resultado de los bajos índices de ejecución del presupuesto o el retraso en la ejecución de inversiones que dinamizan la economía de la ciudad”, indicó el portavoz.