El PRC de Santander darß el ôsÝö a las rebajas fiscales planteadas por el equipo de gobierno, ôpensando en las familias santanderinasö

Los regionalistas, no obstante, califican de “poco  ambiciosas” las propuestas planteadas ya que  solo se “tocan” 4 de 23 ordenanzas fiscales”

 


18 Octubre 2019
  • foto

La concejal regionalista del Ayuntamiento de Santander, Amparo Coterillo, ha avanzado que su grupo votará a favor de las nuevas ordenanzas fiscales planteadas por el equipo de gobierno PP-C´s, decisión- asegura- que ha sido tomada pensando en los santanderinos, ya que “nuestro voto es un sí a los santanderinos que verán aliviada la carga fiscal que soportan, pero es un no rotundo a la gestión recaudatoria del equipo de gobierno”.

 

Coterillo, quien defenderá el voto regionalista durante el debate plenario de la sesión extraordinaria convocada para el próximo lunes, calificó de “poco” ambiciosa la propuesta de reforma planteada, ya que “sólo se han modificado 4 de las 23 ordenanzas fiscales existentes”,  es decir, la rebaja del tipo impositivo del IBI, el aumento de la bonificación de la plusvalía así como la ampliación de las bonificaciones y exenciones en la tasa de basuras y la supresión de la tasa por licencia de apertura de los locales inferiores a 400 metros cuadrados, “cuando por el contrario se necesita una revisión en profundidad del entramado de ordenanzas fiscales para reequilibrar impuestos y tasas, introduciendo mayor progresividad y así favorecer  realmente a quien más lo necesita”.

Para los regionalistas “no es de recibo” que se anuncie como gran noticia la reducción de un 6% del tipo del IBI cuando durante los años más duros de la crisis, con altas tasas de desempleo y el estallido de la burbuja inmobiliaria, los y las santanderinas han visto incrementado este recibo en un 24% y las leves bajadas de los dos últimos años no han recuperado esa brecha.

 

“Consideramos que es un primer paso, aunque pequeño, y estaremos vigilantes para que esta bajada de impuestos se complemente con otras medidas que generen actividad económica y productiva, y por otra parte no repercuta en un mayor endeudamiento con entidades financieras”, indicó la edil.

 

En este sentido Coterillo ha matizado “la supresión de la tasa por licencia de apertura de locales inferiores a 400 metros cuadrados es un incentivo al comercio pero el equipo de gobierno debe ayudar a que se suba la persiana no sólo el primer día sino el resto del año” para ello estas exenciones deben completarse con planes específicos a la actividad productiva “de los que esperamos tener noticia en los presupuestos”, sino estas bonificaciones tendrán un efecto muy limitado.

 

Asimismo añadió que los regionalistas vienen defendiendo la necesidad en la ciudad de “una política fiscal expansiva” que introduzca bonificaciones, exenciones y bajadas de impuestos, controlando exhaustivamente los niveles de endeudamiento, algo que hasta la fecha sigue sin hacerse, para estimular la economía y generar empleo además de cohesionar la ciudad a través de la igualdad de todos los ciudadanos sin exclusión.