El PRC condena los insultos y amenazas del concejal de Obras contra su portavoz y exige al alcalde que tome medidas contra ôsus reiteradas salidas de tonoö

Asegura que el Ayuntamiento ha recibido ônumerosas quejasö por el comportamiento ôimpropioö de Jes˙s Acebo

10 Abril 2013

El Grupo Regionalista de Marina de Cudeyo ha condenado hoy los insultos y amenazas proferidos por el concejal de Obras y presidente de la Junta Vecinal de Orejo, Jesús Acebo (PP), contra su portavoz, Daniel Fernández, en el último pleno y ha exigido al alcalde, Federico Aja, que tome medidas inmediatas para acabar “de una vez” con “las reiteradas salidas de tono” y el comportamiento “absolutamente impropio” de este edil.

Según ha denunciado, Acebo interrumpió el debate “con gritos amenazantes” cuando el portavoz regionalista preguntó al alcalde por la vinculación laboral que mantiene con el Ayuntamiento una persona muy próxima al Comité Local del PP, que desde hace algún tiempo se encarga de abrir y cerrar el Centro Avanzado de Comunicaciones de Pontejos.

Al responder el regidor que lo desconocía, Fernández cuestionó su “falta de interés” por el tema, dado que no era la primera vez que el PRC cuestionaba que esa persona tenga en su poder las llaves de la citada instalación municipal. Fue en ese momento cuando el concejal de Obras “se levantó de su asiento, perdiendo totalmente las formas y gritando de manera amenazadora” al portavoz regionalista, a quien calificó de “chorizo”, sin que el alcalde le llamase en ningún momento al orden.

En este punto intervino también el concejal del PRC Severiano Ballesteros, quien reprochó a Aja su “pasividad” ante “el comportamiento intolerable” de su compañero de filas.

Además de censurar lo ocurrido en el pleno celebrado el lunes, el Grupo Regionalista ha exigido públicamente al alcalde que “ponga fin” a esta situación, porque Jesús Acebo “es conocido en el municipio por su falta de educación y sus formas agresivas y chulescas”. De hecho, ha recalcado que en los plenos municipales se ha convertido en “un motivo constante de conflicto”, ya que “pierde las formas ante la más mínima crítica al PP e interviene sin pedir la palabra, siempre a gritos y con gestos amenazantes, sin que nadie le llame jamás al orden”.

Asimismo, ha recordado que este concejal ya ha sido objeto de varias quejas formales, registradas en el Ayuntamiento durante la pasada legislatura por un trabajador de MARE, el presidente de la Peña Bolística de Riotuerto y el antiguo director general de GFB, Mario Esquivel, en las que denunciaban haber sufrido amenazas e insultos como “gandul de puta madre”, “payaso” o “maricón de mierda”.