El PRC cree "inaceptable" que el Gobierno plantee comprar la sede de Apia XXI y vender el solar de Puertochico y pide al alcalde que intervenga en defensa de Santander

José Marí­a Fuentes-Pila cree que De la Serna también debe pedir explicaciones sobre el futuro del Banco de España y el edificio de Correos

16 Noviembre 2011
  • foto

El portavoz del Grupo Municipal Regionalista en el Ayuntamiento de Santander, José María Fuentes-Pila, considera "inaceptable" que el Gobierno de Cantabria se plantee adquirir la sede de la empresa Apia XXI en el Parque Científico y Tecnológico (PCTCAN) y vender el solar de su antigua sede en Puertochico, por lo que ha instalado al alcalde, Íñigo de la Serna, a intervenir y "velar" por los intereses de la ciudad.

Fuentes-Pila ha comparecido en rueda de prensa para hacer pública su "preocupación" ante las "noticias confusas" que ha generado el Ejecutivo cántabro sobre posibles compras y ventas de patrimonio en la capital, "que afectan a la gestión de los recursos y el patrimonio de la ciudad".

El portavoz regionalista ha rechazado la posible compra del edificio de Apia XXI, una intención a su juicio "sorprendente" y que "desvirtúa" los principios de desarrollo del PCTCAN, cuyo objetivo es albergar proyectos globales de Investigación, Desarrollo e innovación y no sedes administrativas.

"Sería más coherente, en el caso de que una empresa no pueda continuar, que sea sustituida por otra y que el problema se reconduzca con criterios empresariales para que otras iniciativas con necesidad de infraestructuras y capacidad productiva puedan ubicarse en el PCTAN", ha explicado.

Del mismo modo, Fuentes-Pila ha calificado como "un despropósito" que el Ejecutivo piense en vender el solar de Puertochico donde está prevista la construcción del edificio Moneo y, aunque ha reconocido que la crisis hace que el momento actual no sea oportuno para acometer dicho proyecto, ha rechazado que ese suelo público deje de serlo "con objetivos meramente recaudatorios". "Es una decisión que podemos lamentar durante muchos años", ha agregado.

Por ello, ha pedido "encarecidamente" al alcalde que vele por los intereses de Santander, que pida explicaciones al Gobierno y que "mantenga la autonomía respecto a las decisiones políticas, para que los proyectos importantes estén al margen de decisiones de gestión de dudosa eficacia".

También ha recordado que el proyecto Moneo fue comprometido por el propio De la Serna e incluido como equipamiento en el nuevo Plan General de Ordenación

Urbana, por lo cual -ha insistido- "si este no es el momento, habremos de esperar, pero sería intolerable que el Gobierno se deshiciera del suelo".

El portavoz del PRC en Santander ha urgido además explicaciones sobre las intenciones del Ejecutivo respecto a los edificios del Banco de España y Correos, dos inmuebles "emblemáticos" y que en su opinión deben engrosar los equipamientos de la ciudad. "Es imprescindible salir de la incertidumbre y de la falta de transparencia política del presidente de Cantabria y que el alcalde le pida explicaciones sobre el proyecto, los costes y los beneficios directos e indirectos para Santander", ha declarado.

Participación ciudadana

Por otro lado, Fuentes-Pila ha expresado su "profunda preocupación" por la actitud de De la Serna respecto a los movimientos ciudadanos surgidos en torno a la ubicación del futuro edificio de la Fundación Botín y ha abogado por dar "una respuesta adecuada" desde el Ayuntamiento a la "inquietud" que reflejan iniciativas como la publicación del llamado Informe Albareda, la recogida de firmas por un cambio de ubicación, las concentraciones en la Grúa de Piedra, la presentación de alegaciones y las declaraciones de diversos colectivos sociales.

A la vista de todas esas posiciones, ha opinado que el alcalde no puede decir que "ha llegado el momento de tomar decisiones". "La participación ciudadana debe ser transformadora y no legitimadora y el alcalde debe escuchar a los santanderinos que están pidiendo diálogo y tomar parte en la construcción del futuro de la ciudad", ha subrayado.

En consecuencia, ha defendido el inicio de "un proceso de participación reglado" y ha anunciado que el Partido Regionalista presentará una moción en el próximo pleno para crear un foro que posibilite el debate ciudadano.