El PRC apunta que "los vecinos de Tetuán son ví­ctimas de las maniobras de dilación del alcalde"

"De la Serna lleva engañando a los vecinos, manifestando que podí­an rehabilitar, cuando conocí­a, a priori, que la rehabilitación con la normativa actual era imposible", señalo Sierra

15 Diciembre 2010
  • foto

    Los concejales regionalistas en rueda de prensa

El Grupo Municipal Regionalista en el Ayuntamiento de Santander ha denunciado esta mañana en rueda de prensa la irresponsabilidad política del alcalde de Santander con los afectados por el incendio de Tetuán ya que "ha existido un nulo compromiso con estas familias".

El portavoz regionalista, Francisco Sierra, quien comparo lo sucedido en Tetuán con el clásico literario "Crónica de una muerte anunciada de Gabriel García Márquez", ya que desde un principio "el ayuntamiento conocía que la rehabilitación con la normativa actual era imposible y no han movido ficha para modificarla en plazo engañando a los vecinos, a los que venía manifestando que podían rehabilitar".

El regionalista hizo un repaso cronológico a lo sucedido, remontándose al año 2008, cuando tuvo lugar el suceso, poco después se empezó a hablar de cifras 2.8 millones de euros para rehabilitar y 5.6 millones para hacerlo de nuevo y el ayuntamiento presentaba un informe certificando que el inmueble podía ser reparado. En enero de este año, el Ayuntamiento anunciaba que promovería un ARI para Tetuán. Con ello los vecinos se beneficiarían de un 40% en ayudas para la rehabilitación del edificio. Asimismo el alcalde añadía, que se había incluido en el PGOU la alegación de los vecinos para ampliar la zona de movimiento de la edificación

 

En el mes de febrero, el alcalde se reunía con los afectados y ratificaba su colaboración para la reconstrucción del inmueble afectado  anunciando la toma de contacto que mantenía con diversas entidades bancarias para conceder el crédito en condiciones ventajosas, a la vez que, apoyaba la decisión de la mayoría de rehabilitar. Un mes después, los vecinos solicitaban licencia de obra para reconstrucción y en agosto, 24 de los 29 vecinos a favor de la rehabilitación presentaban de nuevo un proyecto al Ayuntamiento de reparaciones ya que el primero, los técnicos municipales alegaban que la tasación hecha por los particulares no se corresponde con el valor real del inmueble. El plazo de respuesta era tres meses. En caso contrario, la normativa contempla que el silencio administrativo puede entenderse como un si, a favor de la licencia. Hace dos meses, los afectados se movilizaban, pidiendo respuestas. Finalmente en diciembre el Ayuntamiento denegaba la licencia para rehabilitar el edificio

                    

Ante esta situación, los regionalistas cuestionaron cuanto tiempo más tendrán que seguir esperando estas familias una solución después de haberse sentido "indignados", porque si se producían novedades se enteraban por los medios de comunicación; "impotentes e indefensos" ante la incertidumbre sobre el futuro de sus viviendas y han sido "victimas de las maniobras de dilación del alcalde", quien no ha querido responsabilizarse nunca de lo sucedido y que ahora tampoco ha dejado devolver al edificio al estado anterior

Sierra argumentó que los motivos técnicos que anulan la petición de licencia son conocidos desde el mismo día que se produce el incendio, ya que "efectivamente se hace necesario una rehabilitación estructural de las plantas superiores dañadas por el incendio, que suponen un porcentaje superior al permitido por el plan general vigente, pero eso se sabe desde el mismo día ( o día siguiente ) al que se produce el incendio". Lo que demuestra, la nula preocupación del ayuntamiento por las labores de rehabilitación, ya que "ha tenido tiempo suficiente para permitir este tipo de trabajos, mediante modificaciones de su planeamiento general, pero ni se han producido, ni ha conseguido aprobar la revisión del plan general".

Por ello el Grupo Municipal Regionalista  va a solicitar el informe completo de todas aquellas actuaciones que se han llevado a cabo a lo largo de estos más de dos años en torno a este siniestro, así como el ultimo informe de los técnicos municipales al objeto de pedir las oportunas  responsabilidades políticas "ante una toma de decisión que llega demasiado tarde, a destiempo y que ha mantenido en vilo a unas familias, que de la noche a la mañana , perdieron su casa".